Príncipe azul: hablamos de un mito de cuentos de hadas o de una realidad

Volvemos a tocar temas de psicología, y lo hacemos con temas que de seguro en algún momento han pasado por su cabeza, hablamos del príncipe azul;  ese que solamente sale en los cuentos de hadas y que muchos tenemos como mito en la cabeza, pero que en realidad puede ser real. Pero no en el caso que se imaginan, no se trata de buscar al estereotipo de hombre, no se trata de encontrar la perfección o todo eso de lo que siempre nos han dicho que es perfecto.

En este caso el príncipe azul no es en realidad un mito de cuentos de hadas es simplemente una búsqueda de aquello con lo que nos sentimos realizados, de esa persona que nos mantiene vivas en el día a día, la que nos hace reír cuando estamos tristes, y nos consuela cuando creemos que se ha acabado el mundo; aquella que nos apoya y nos reprende cuando es necesario; aquella que en realidad nos hace creer que las hadas pasan a la vida real.

principe azul

Lo cierto es que para encontrar al príncipe azul no hace falta vestirse de princesa, si no todo lo contrario, hace falta ir con los ojos abiertos, porque puede estar justo a la vuelta de la esquina ¿Se les habrá escapado?