¿Por qué las bolas chinas son el objeto sexual del año?

Probablemente muchas se pregunten porque hay actualmente tanto furor por las bolas chinas cuando en realidad son uno de los juguetes sexuales más comunes, es decir, con los que más tiempo llevamos conviviendo. Y si las tecnologías han avanzado hacia lugares casi alucinantes con las propuestas en el mercado de los complementos del sexo ¿por qué seguimos apostando por algo tan simple como las bolas chinas?

bolas chinas

Es muy simple. Dentro del mercado de los juguetes sexuales, y al menso dentro de los más conocidos, las bolas chinas son las únicas que están pensadas para las mujeres que se atreven a innovar en la cama con juguetes y también para las que no. ¿Por qué? Porque las bolas chinas además de poder complementar la relación de pareja en un determinado momento y ponerle ese toque picante, también pueden servir simplemente para tonificar los músculos de la vagina, lo que soluciona muchos problemas sexuales.

O sea, que a pesar de que son casi un invento milenario, de momento las bolas chinas son las únicas que han conquistado a las mujeres que se enamoran de los modernos juguetes y a las que quieren mantenerse en forma para prevenir o curar molestias a la hora de mantener relaciones. ¿Qué les parece la noticia? ¡A mí un tanto insólita!