Los 9 tipos de personalidad: El investigador y el leal

investigador1

Tipo Cinco: El investigador

Vehemente y cerebral, es también despabilado, perspicaz y curioso, capaz de concentrarse y enfocar la atención en desarrollar ideas y habilidades complejas. Independiente e innovador, puede obsesionarse con sus pensamientos y elaboraciones imaginarias.

Lo peor: Por lo general, tiene problemas de aislamiento, excentricidad y nihilismo.

Lo mejor: En su mejor aspecto, la persona Tipo Cinco sana es pionera visionaria, suele estar en la vanguardia y es capaz de ver el mundo de un modo totalmente nuevo.

Mensaje inconsciente recibido en la infancia: «No está bien sentirse a gusto en el mundo».

Mensaje perdido en la infancia: «Tus necesidades no son problema».

Miedo básico: A ser inútil, incapaz o incompetente.

Deseo básico y su distorsión: Deseo de ser competente. Degenera en especialización inútil.

Su pecado capital: La avaricia. Cree que carece de recursos interiores y que una relación demasiado intensa con otras personas le conducirá a un hundimiento catastrófico. Esta creencia le lleva a evitar el contacto con el mundo; así, se aferra a sus recursos y reduce al máximo sus necesidades.

Tipo Seis: El leal

El tipo comprometido, orientado a la seguridad. Persona digna de confianza, trabajadora y responsable, pero también puede adoptar una actitud defensiva, ser evasiva y muy nerviosa. Trabaja hasta estresarse, al tiempo que se queja de ello. Suele ser cautelosa e indecisa, pero también reactiva, desafiante y rebelde.

Lo peor: Suele tener problemas de inseguridad y desconfianza.

Lo mejor: En su mejor aspecto, la persona Tipo Seis sana es estable interiormente, segura de sí misma, independiente y apoya con valentía a las personas más débiles y dependientes.

Mensaje inconsciente recibido en la infancia: «Mejor no confiar en sí mismo».

Mensaje perdido en la infancia: «Estás seguro»

Miedo básico: A carecer de apoyo u orientación.

Deseo básico y su distorsión: Deseo de seguridad. Degenera en fuertes apegos, especialmente a creencias.

Su pecado capital: La cobardía. Su jnñcdad le lleva a temer cosas que no ora ocurriendo.Vive en un estado ate de aprensión y se preocupa adámente por posibles acontecimientos futuros.

También chequea:

Los 9 tipos de personalidades: El triunfador y el individualista.

Los 9 tipos de personalidad: El reformador y el ayudador