Comunicación: Libérate de los chismes

chismesLa información que se transmite de boca en boca, sin que nadie pueda confirmarla ni saber de dónde proviene, puede ser peligrosa. Los rumores son parte de nuestra comunicación y se encuentran en todos los ámbitos de la vida: la oficina, el núcleo familiar o hasta entre los amigos. Los chismes son desinformación, falsean la verdad, por lo que normalmente tienen connotaciones dañinas. La intencionalidad de este tipo de comentarios es claramente tendenciosa, y hacerlos circular contribuye a crear un ámbito negativo.

Es muy frecuente escuchar que la gente manifieste: «Si se dice eso sobre él, por algo será». Pero ese juicio de valor infundado no es más que una calumnia y, sin darnos cuenta, nos puede enredar en algo que no queremos. A veces, este tipo de mentiras pueden descubrirse fácilmente, pero lo más frecuente es que, por su contenido secreto y misterioso, penetren más en el interés de las personas y se propaguen rápidamente.

¡Libérate de los chismes! Cuando te digan algo sobre alguien que conoces, sé frontal y hablalo sin rodeos. Elegí pensar en positivo: cada vez que te hablen mal de alguien, concentrate en la mala intención detrás del comentario y vas a notar que el chisme pierde valor. Enseña con el ejemplo: si no quieres estar involucrado en una bola de rumores, evita decir cosas de las que no estás seguro si son ciertas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here