Libido por los suelos ¡Apúntate a crear ambiente!

El estrés, el exceso de trabajo, los problemas, la familia, los amigos… Todos ellos son motivos en muchos casos más que suficientes para que nuestra líbido se caiga por los suelos. Sin embargo, la mejor manera de solucionar el problema de no tener ganas, al menos si no se trata de algo físico no es otra que apostar por crear un ambiente en el que te sientas más cómodo, es decir, crear un ambiente en el que sea más propicio tener ganas de hacerlo que al que estás habitualmente acostumbrado. ¿Qué te parece la idea? ¿Lo has ya probado?

libido

No es la primera vez que hablamos del tema, y aunque te hemos dado otras ideas como las de incorporar los juegos sexuales a tus rutinas, lo cierto es que empezar por cambiar el dormitorio, por ejemplo colocar las clásicas velas, o usar un incienso aromático. O simplemente cambiar de espacio, es decir, irnos al baño, al salón o a dónde sea y colocar los colores que nos gustan en primer plano, la música que nos apasiona y una ropa con la que te sientas tú misma ayuda y mucho a la hora de crear la magia para que las ganas vuelvan.

Aunque cada cuál es un mundo, y es cierto que en muchos casos nuestra cabeza no está para nada, ayuda siempre cambiarnos un poco las rutinas, y por lo general cuando el sexo se ha convertido en una de ellas los problemas de la falta de líbido llegan por sí mismas.

Más info | Fora do Eixo